Datos personales

Villaviciosa, ASTURIAS
Desde esta ventana queremos mostrar fotográficamente la naturaleza en su concepto más amplio, teniendo como punto de referencia la Ría de Villaviciosa y todo su entorno. Blog fundado en Abril de 2007. bernardobusto@hotmail.com

jueves, 28 de octubre de 2010

Una de cal y otra de arena

Hay gente que pasa por La Ría (¿pasarán?) y no se entera de nada. El otro día hablábamos aquí de una historia repetida: los accidentes de algunas aves contra los alambres de espino. El porreu de El Cierrón ahora se inunda, porque ha roto la compuerta y como las autoridades competentes han tenido a bien que se llenara todos los días de agua, pues bien, no se arregla y así queda. Pero el mencionado porreu también está plagado de estacas con alambres de espino que producen bastantes molestias a las aves que allí descansan y se alimentan. La autoridad, sí, la misma, la competente, ni flores. Ayer a mediodía ése era el estado que presentaba una Espátula común (Platalea leucorodia, Paletón), casi seguro que la misma del otro día, en su cuello. Voy a decirlo más claro: ¡se deben retirar esos alambres de El Cierrón de una vez por todas!
La de arena: el Águila pescadora (Pandion haliaetus, Aigla piescadora, Ben) invernante en La Ría sigue tan feliz por las estacas de El Bornizal.
P.D.: La Ría de Villaviciosa es Reserva Natural Parcial, por si acaso. Buen día.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Increible que no se tomen medidas con esos alambres,quizás haya que hacer algo,como que aparezca en prensa, el resultado queda patente en esa foto.saludos.

David Álvarez dijo...

Hola Bernardo, si te digo la verdad no me extraña nada. Me gustaría saber de alguna actuación que hubiera hecho la Consejería competente (incompetente, mas bien) para mejorar o al menos acondicionar de alguna manera la reserva.
Es una auténtica verguenza, y menos mal que estáis vosotros ahí para denunciar cosas como estas, porque sino aquí nadie se enteraría y seguiríamos con la milonga del paraíso natural, que ya no hay quien se crea.
un abrazo

Anónimo dijo...

Estoy seguro que manos sobrarían para retirar esos alambres asesinos,( yo el primero) , solo falta que la autoridad competente diera el permiso. Y ya sabemos como es la burocracia.

Lo mas jodido es que esos alambres no tienen ningún servicio ahí.

Juanin Zaldivar dijo...

Hola Berrnardo,
Totalmente de acuerdo.
En esas alambradas, que yo sepa, ya cayeron cercetas, espátulas, gachas, agujas y algún paseriforme. Ahora, que no hay ganado y no tienen ningún sentido, va siendo hora que se retiren. A ver si alguien nos escucha. Gracias por informarnos.
Un abrazo